Filosofía

 

La palabra filosofía es de origen griego y esta compuesta de dos vocablos philos (“amor”) y sophia (“pensamiento, sabiduría, conocimiento”). Por lo tanto, la filosofía es el “amor por el conocimiento”.

 

Las artes marciales son distintas de las actvidades de contacto por esa misma razón, no solamente buscan golpear o defenderse, su objetivo es encontrar la  armonía del ser humano con el entorno que lo rodea.

 

Un buen arte marcial debe de estar compuesto por su historia y una filosofía de vida. Casi todas las artes marciales se basan en la filosofía China, en sí, en el taoismo.

 

Muchos creen que el Taoismo es una religión, sin embargo el taoismo tiene su origen en la explicación de las fuerzas naturales y no le da un nombre en concreto. Se basa en fuerzas como el Wuji, el Yin-Yang, el Taiji y el Tao.

 

Lao Tse no es el creador de Taoismo, ya que desde antes de que el naciera ya se hablaba de fuerzas que regian nuestras vidas, pero si se puede considerar como la persona que dio a conocer más estos conceptos y como él mismo dijo en su libro Tao Te King "El tao que puede ser denominado Tao, no es el verdadero Tao".

 

Los movimientos que se hacen en las artes  marciales buscan encontrar la armonía del cuerpo con la energía y la mente del practicante, al conseguirlo ahora tendrá que buscar la armonía con el entorno que lo rodea.

 

Personajes en la historia de las artes marciales como Sun Tzu en China, y Miyamoto Musashi en Japón, basarón sus conocimientos en esta filosofía y sus mayores legados hablan sobre la armonía del ser humano con su entorno.

 

La canción de Sip Sam She dice lo siguiente:

¿Cuál es el principio fundamental de las artes marciales?.

La mente es el actor primario y el cuerpo el secundario.

¿Cuál es el propósito y filosofía detrás de las artes marciales?.

Rejuvenecimiento y prolongación de la vida más allá de lo normal. Así como una primavera eterna.

 

Por eso en esta organización tratamos de enseñarles a nuestros practicantes también este legado que nos han dejado grandes maestros, para que cada persona encuentre su verdad.